CambioDesarrollo de negocioEmpresa familiar

Coherencia en la toma de decisiones

Cuando hablamos de decisiones cotidianas, partiendo del empirismo que toda elección significa un cambio en nuestra carrera, nuestra empresa o nuestra vida, tendemos a aplicar ciertos filtros  que tiñen nuestra realidad.
Estos filtros están sujetos a distintos patrones. Por ejemplo, al tomar una decisión personal usamos  el filtro de la opinión ajena, o el de nuestra felicidad. Cuando decidimos compartir ideas o espacios de trabajo, tendremos en cuenta la convivencia pacífica y la ausencia de conflicto. Y cuando necesitamos reafirmarnos en una idea, la imaginamos con una mirada crítica o benevolente.

¿Qué ocurre con los filtros en el ámbito profesional?

Repasa mentalmente la última decisión que tomaste y pregúntate qué filtro utilizaste para hacerla viable.

  1. Tu satisfacción personal
  2. La mejora del funcionamiento del equipo
  3. La mejora del clima laboral
  4. El aumento  de la productividad o de las ventas
  5. Sobrepasar a la competencia
  6. Seguir la tendencia
  7. Un ejemplo o una inspiración
  8. Las recomendaciones de tus asesores
  9. Los números
  10. Las estrategias de Corporate
  11. Tu deseo de trascender
  12. Las exigencias del mercado

…y así hasta el infinito…

Todos estos filtros son útiles en algún momento. Sin embargo, hay uno que es el padre de todos ellos, es de una categoría superior y ordena a todos los demás. Este filtro es el de la coherencia, el camino más sostenible y directo hacia el pragmatismo estratégico y la consecución del objetivo principal de la compañía, que es su viabilidad en el tiempo.

Toda organización tiene alma, una historia, una razón de ser y un propósito. Es esta esencia, no los objetivos financieros, que la propulsa y le permite obtener beneficios en el tiempo.

La coherencia organizacional

Contando con los reducidos plazos que nos marca el ROI y las muchas decisiones que debemos tomar en ese poco tiempo, hay preguntas elementales que todo líder debería hacerse periódicamente:

  • ¿De qué está hecha mi empresa?
  • ¿Por y para qué fué creada?
  • Mi visión, ¿está alineada con la visión original de los fundadores?
  • Mis decisiones, ¿son estratégicas o voy corriendo detrás de los resultados?
  • La estrategia adoptada, ¿promueve la sostenibilidad?, ¿aporta al bien común?
  • ¿Estoy priorizando a la compañía por encima de todo? ¿Estoy trabajando en pos de su prestigio y reputación?
  • ¿Las decisiones van en la misma dirección que los deseos de mis clientes? ¿Y los de mis empleados?

Estas son algunas de las preguntas que apuntalan la Coherencia Organizacional. Son necesarias, y cada día lo serán más, porque nuestros clientes, empleados, proveedores, y todo nuestro ecosistema está cambiando. En este contexto, la coherencia es el hilo conductor que atraviesa el tiempo y los cambios, por más profundos que sean.

Cualquier decisión que tomes afecta en menor o mayor medida al resto de la estructura, por tanto debes contemplar una correspondencia entre el ser, el parecer y el hacer.

Esta armonía es distinta en cada organización, por lo que no podrás aplicar ni los mismos filtros, ni las mismas decisiones que  otra compañía, no hay plantillas a completar, ni casos a replicar.

En Genetikomm hacemos preguntas (muchas) para definir la visión y la estrategia.

Nuestros consultores Senior colaboran con CEOs y Comités Directivos para aportar coherencia organizacional y estructural en la toma de decisiones. Movemos piezas, cambiamos el eje, probamos, comprobamos y creamos ámbitos de trabajo consecuentes con las premisas fundacionales de la organización. Aportamos distintos puntos de vista para que cada decisión que tomes sea una elección de excelencia organizacional.

Trabajamos con los líderes y con sus equipos. Formamos y Transformamos.

Ayudamos a crecer y a cambiar, siempre con Coherencia.

 

¿Te ayudamos?

[email protected]

 

 

About claudio

Claudio inició su carrera hace 25 años en Buenos Aires donde se licenció en Administración de Empresas y realizó un Master en Marketing. En LatAm trabajó como director de marketing para diversas marcas de lujo del sector automoción, consultor senior de estrategia, productor ejecutivo de TV y jefe de campaña política. En la actualidad combina su labor de CEO en Genetikomm con su faceta de conferenciante, formador de directivos e inversionista.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *